Neumáticos equivalentes coches: requisitos para su homologación

Sábado 19/05/2012 por vernaal

Neumáticos

Neumáticos equivalentes coches: requisitos para su homologación. En el caso de que queramos cambiar los neumáticos o las llantas de nuestro vehículo tendremos que poner otros de medida equivalente o, en su defecto, necesitaremos homologarlos. Existe una serie de condiciones y trámites exigidos para poder pasar la ITV con las nuevas medidas. Para empezar, podremos montar unos neumáticos de medida diferente a la indicada en la ficha técnica siempre que sean: de igual diámetro exterior con una tolerancia de +/- 3%, índice de carga y velocidad igual o superior y perfil de llanta de montaje correspondiente al neumático.

Si quisiéramos poner unos neumáticos de unas medidas diferentes a los originales, antes de nada debemos comprobar y elegir una medida equivalente (antes que esto aún: mirar cuáles son los mejores y peores neumáticos del mercado). Para esto existen tablas de equivalencia que resultan imprescindibles. Los neumáticos equivalentes a los indicados en la Ficha Técnica no necesitan ser homologados ni requieren que acudamos a la ITV. Con ir cuando nos toque pasar la Inspección técnica de Vehículos será suficiente.

Otra cosa son los neumáticos no equivalentes. En el caso de que no se cumplieran las condiciones de equivalencia comentadas, será necesario homologar la nueva medida de neumáticos en la ITV y tendrá que tramitarse como una reforma de importancia nº11, si se cambia el ancho de vía, ó nº45, si se montan neumáticos de medida no homologada ni equivalente a la indicada en Ficha Técnica. Para llevar a cabo dicha Reforma de Importancia y que dejen anotada la homologación en la ITV, habrá que acudir a pasar la Inspección Técnica de vehículos y presentar los siguientes documentos:

  • Informe favorable del fabricante o certificado de Laboratorio Oficial Acreditado.
  • Certificado de taller que lleva a cabo la reforma.

Con estos dos Certificados, previo pago de las tasas de ITV correspondientes, nos modificarán la Ficha Técnica para incluir la homologación tramitada. Procederán a una inspección visual para comprobar:

  • Las dimensiones y características de los neumáticos: marca de homologación; dimensiones coincidentes o equivalentes a las que aparecen en la tarjeta ITV o en la homologación de tipo; índice de capacidad de carga y categoría de velocidad adecuados a las características del vehículo.
  • Que en el mismo eje todos los neumáticos sean del mismo tipo.
  • Que la profundidad de las ranuras principales de la banda de rodadura cumpla con las prescripciones reglamentarias (1,6 mm como mínimo).
  • La inexistencia de desgaste irregular en la banda de rodadura.
  • La inexistencia de ampollas, deformaciones anormales, roturas u otros signos que evidencien el despegue de alguna capa en los flancos o de la banda de rodadura.
  • La inexistencia de cables al descubierto, grietas o síntomas de rotura de la carcasa.
  • El montaje correcto de neumáticos unidireccionales.

Hagas lo que hagas siempre has de tener en mente lo que unos neumáticos eficientes pueden hacer por tu bolsillo y por tu sensación de conducción.

Sigue a Motor Zoom a través de: Facebook, Twitter, iGoogle y con RSS

Comentarios

Usuarios registrados
Conectar

Recuerda mis datos

¿Has olvidado tu contraseña?

Nuevo usuario

¿Eres un nuevo usuario?

Regístrate

¡Haz click aquí para usar tu cuenta de Facebook!

Añade un comentario

Recuerda mis datos

Publica comentario
Encuesta del día
¿Revisas siempre tu coche antes de salir de viaje?
Destacados en Facebook