Hyundai Veloster 1.6 140 CV: Prueba del deportivo [FOTOS]

Sábado 08/02/2014 por sergiam

Fotos: Hyundai Veloster: Fotos del modelo deportivo

Hyundai Veloster 1.6 140 CV: Prueba del deportivo. Actualmente son muchos los fabricantes que nos ofrecen productos deportivos pero son más bien pocos los que consiguen destacar en los mercados de todo el mundo. En Europa la exigencia de la demanda es notable y cada firma debe mantener a sus modelos actualizados para seguir manteniendo la competitividad. Desde MotorZoom hemos tenido la oportunidad de probar el Hyundai Veloster de última generación, la apuesta más deportiva de la firma surcoreana, que no tiene otro objetivo que el de superar a los rivales más directos. Analizamos todos sus detalles y puede que nos haya sorprendido por alguna de sus características tan peculiares.

El Hyundai Veloster es un modelo que por ahora está teniendo una presencia discreta en los mercados europeos, pero se trata de un producto con un potencial que otros modelos de la competencia no tiene. Hyundai es uno de los fabricantes asiáticos que poco a poco va ganándose la confianza de la demanda europea ya que generación tras generación, nos demuestra sus mejoras y fiabilidad en todos los modelos que nos ofrece.

Dentro de la gama de Hyundai, el deportivo supone uno de los mayores avances, juntamente con el Santa Fe de última generación, siendo los dos modelos que marcan actualmente la tendencia de la firma, dos vehículos muy diferentes y que cada uno nos ofrece lo mejor para su propio segmento.

El diseño es su punto más fuerte

A simple vista, el Veloster destaca por sus líneas exteriores cautivadores, que forman la silueta de un coupé a la altura de las expectativas. Cuando se encontraba el modelo en forma de prototipo, todo hacía pensar que a la hora de la verdad habría cambios en la forma, pero finalmente se han conservado muchos aspectos de la estética.

De esta forma se da como resultado un coupé que no sigue la tendencia de los demás productos de la competencia, sino que genera la suya propia. El parachoques frontal destaca por su parrilla, muy similar a la del Génesis que por ahora se comercializa únicamente en el mercado norteamericano.

Por otro lado, lo que más nos atrae del coupé es su doble escape central, que se ocupa de culminar con la deportividad del modelo. Unos pasos de rueda de grandes dimensiones y un capó con entradas de aire son elementos que también destacan nada más ver el Veloster, así como sus llantas de aleación de 17″ disponible en hasta seis colores diferentes.

Pero si hay algo que resalta por encima de cualquier otra cosa es sin duda, sus puertas asimétricas, ya que en el lado del conductor sólo se encuentra una puerta mientras que en el otro lado, son dos para mejorar la comodidad a la hora de entrar en los asientos de segunda fila. Este hecho lo convierte en un modelo único dentro del segmento.

Un habitáculo confortable y muy completo

A la hora de subirnos en el deportivo, notamos como los asientos delanteros deportivos nos ‘abrazan’ cómodamente gracias a su forma ergonómica. Es lo más parecido que nos encontramos a los auténticos baquets de competición. Además estos asientos están calefactados para garantizar una calidez en ruta.

En el interior destacan los elementos tecnológicos de última generación que se ocupan de garantizar una máxima conectividad. En la consola central se halla una pantalla LCD táctil de 7″ con todo tipo de sistemas y aplicaciones y desde dónde prácticamente se controla todo.

En el equipamiento de serie también se incluye sistema de Manos libres Bluetooth para poder hablar o escuchar música desde dispositivos externos. A continuación destacamos otros elementos clave en el interior del habitáculo:

  • Sistema de audio de alta gama. El Veloster incluye un sistema de sonido completo con altavoz central, amplificador externo y subwoofer, además de seis altavoces más repartidos por todo el habitáculo.
  • Soporte lumbar eléctrico. Se mejora todavía más el confort en las plazas delanteras con soporte lumbar de funcionamiento eléctrico, que garantiza un agarre máximo en todo momento.
  • Bloqueo de puertas en marcha. En el momento que el Veloster se pone en marcha, el sistema bloquea automáticamente las puertas a partir de cierta velocidad (programable).
  • Climatización automática. Uno de los elementos más solicitados en este tipo de vehículos es el sistema de climatización y el Veloster nos facilita mucho las cosas con un botón central que se encarga de conseguir un ambiente idóneo una vez lo pulsamos.
  • Mandos en el volante. A pesar de que a día de hoy, la mayoría de vehículos ya incorporan los comandos principales en el volante, no deja de ser un elemento destacable. Desde el volante del coupé, podremos controlar el sistema de audio, el control de crucero, y disfrutar de un cómodo cambio de levas (en la versión automática).

El diseño en el interior del habitáculo también adquiere un papel de protagonista, encontrándonos con un cuadro de instrumentos muy moderno, mientras que la consola central nos transmite modernidad y estilo.

En el resto de equipamiento de serie, hay elementos destacables como el indicador de conducción eficiente, control de presión de los neumáticos, volante y palanca de cambios en cuero y reposacabezas activos. En definitiva, un interior totalmente a la altura de su exterior.

La seguridad también cobra protagonismo en el habitáculo, y es que el modelo incorpora elementos como el ESP más avanzado del momento, una evolucionada gestión de impactos, los reposacabezas activos que ya hemos comentado, y un sistema de airbags delanteros, laterales y de cortina.

Comportamiento en carretera

El Hyundai Veloster ha sido desarrollado con el fin de transmitirnos unas buenas sensaciones en carretera y es lo que buscábamos en el momento de realizar la prueba de conducción.

Contando con un motor 1.6 de cuatro cilindros en línea, capaz de desarrollar una potencia de 140 CV el coupé pone toda su deportividad a disposición del conductor. La verdad es que no tardamos demasiado en notar una buena experiencia al volante.

El comportamiento del Veloster en su versión con cambio manual de seis velocidades se ajusta completamente a las exigencias de cualquier conductor, con unos cambios de marcha muy precisos. Destacamos la finura con la cual actúa el modelo respecto las intenciones que tenemos al volante.

A pesar de nos tratarse de un superdeportivo, cuenta con un sistema de frenado con discos ventilados y pinza flotante para garantizar un máximo rendimiento en todo momento. De hecho durante la prueba, pudimos comprobar cómo al mínimo contacto del pie con el pedal del freno, el vehículo ya reaccionaba.

Destacamos también el panel de conducción situado entre los indicadores. Ahí el conductor recibe en todo momento la recomendación de la marcha a llevar para mejorar la eficiencia, así como la indicación en caso de que una de las ruedas reciba pérdida de presión. El consumo medio homologado de este coupé es de 6.5 l/100km, mientras que sus emisiones de CO2 no exceden de los 148 g/km.

Espacio y practicidad

El actual Hyundai Veloster cuenta con una longitud total de 4.220 mm, una anchura de 1.790 mm, y juntamente con 1.399 mm de altura. Unas medidas que se ajustan a la media del segmento y a pesar de considerarse una opción ciertamente compacta, el fabricante sabe aprovechar el espacio en el habitáculo.

Si bien es cierto que si somos un poco altos tocaremos el techo del Veloster con nuestra cabeza, el coupé cuenta con cuatro plazas reales. Tanto el conductor y el copiloto, como los otros dos ocupantes, disponen de un buen espacio para su presencia.

En núcleos urbanos, sus medidas compactas hacen que podamos desplazarnos con agilidad, y encontrar aparcamiento no debería resultarnos complicado. Además, el modelo incorpora sensores de aparcamiento traseros y resulta una buena asistencia para el conductor.

Precio y financiación

El Hyundai Veloster con cambio manual tiene un precio que se sitúa actualmente en los 25.940 euros (precio recomendado para la Península), aunque podemos aprovechar el plan PIVE 5 que sumándose a los descuentos aplicables por la firma surcoreana, podríamos adquirirlo por un poco más de 19.000 euros.

Además, desde Hyundai nos ofrecen una financiación total, de modo que sin aportar ninguna entrada podríamos pagar el coupé a cómodos plazos, con la posibilidad de adelantar mensualidades en momentos determinados.

Los rivales a batir

Como hemos indicado desde un principio, el segmento de los coupé está muy disputado a día de hoy entre los fabricantes que apuestan por sus joyas y el Hyundai Veloster tiene el reto de enfrentarse a grandes modelos de la competencia.

A continuación dejamos reflejados los coupé que a día de hoy se mantienen como los referentes en Europa, o son rivales directos del Veloster:

  • Honda CR-Z: Estéticamente tiene un parecido más que razonable con el coupé de Hyundai, sin embargo su motor VTEC cuenta con una potencia de 124 CV.
  • Volkswagen Scirocco: Se trata de uno de los modelos más apreciados por el público europeo, con una gama de motores cuyas potencias oscilan entre los 122 y lo 210 CV correspondiente a la opción GTS.
  • Peugeot RCZ: La opción más deportiva de Peugeot nos ofrece unos aspectos muy convincentes, aunque su gama arranca con unos precios más elevados.

Podemos comprobar que la competencia se encarga de ponerle las cosas difíciles al Veloster de Hyundai, aunque por ahora parece que el coupé de tres puertas (nunca mejor dicho) consigue recaudar a una fiel demanda.

Conclusión final

Realmente el Hyundai Veloster nos ha sorprendido positivamente. Es un modelo que no solemos tener en cuenta a la hora de comparar vehículos dentro de este segmento, pero tiene mucho que aportarnos.

Estéticamente lo conocíamos a fondo pero no nos cansamos de observar las tres puertas asimétricas, una característica única para este modelo. El interior del habitáculo también nos gustó por su nivel de acabado y elementos electrónicos para mejorar el confort y seguridad del conductor y resto de ocupantes.

A la hora de evaluar su comportamiento, quizá un motor más potente no le iría mal teniendo en cuenta que se trata de un coupé y sus conductores pretenden pisar el pedal. De hecho, Hyundai nos ofrece también la versión Turbo con 186 CV de potencia y cambio automático, y sus prestaciones son mayores.

En definitiva, es un modelo muy logrado por parte de Hyundai y estamos seguros que en un futuro su presencia se verá ampliada en los mercados europeos, y es que es capaz de marcar la tendencia dentro de la firma, y quizá también lo empiece a hacer en el segmento en general.

Esta prueba ha sido posible gracias a la colaboración del concesionario Hyundai Augusta Car, situado en la Carretera de Valencia, 199, en Tarragona.

Sigue a Motor Zoom a través de: Facebook, Twitter, iGoogle y con RSS

Pruebas Hyundai, Pruebas de Automóviles

Comentarios

Usuarios registrados
Conectar

Recuerda mis datos

¿Has olvidado tu contraseña?

Nuevo usuario

¿Eres un nuevo usuario?

Regístrate

¡Haz click aquí para usar tu cuenta de Facebook!

Añade un comentario

Recuerda mis datos

Publica comentario
Encuesta del día
¿Qué coche en tu opinión rueda mejor en una prueba?
Destacados en Facebook
CategoríasPruebas Por Marcas
Páginas Amigas